Imagen con texto: Cómo mantener una sonrisa sana durante el verano con una chica sonriendo de fondo.

13 consejos para cuidar tus dientes en verano

Días de relax en la playa, chapuzones y risas en la piscina, noches en terrazas con amigos, barbacoas… ¡Bienvenido, verano!

Es una realidad (y una suerte) que cuando llega el verano nuestra rutina cambia. Empiezan las vacaciones, estamos más tiempo fuera de casa y nos relajamos un poco más, siendo estos cambios de rutinas los que pueden provocar que nuestros dientes se vean afectados.

Pero que no cunda el pánico que no venimos a fastidiarle el verano a nadie. Solo queremos dar unos consejos saludables para que nuestros dientes estén sanos y radiantes cuando se acabe el verano.

Hábitos que dañan tus dientes en verano

Empecemos por lo menos bueno. Hay alimentos, bebidas y malos hábitos que pueden ser perjudiciales para nuestra salud bucodental si abusamos de ellos y no establecemos un poco de control.

Exceso de helados y postres fríos

Sabemos que cuando llega el calor, la tentación de disfrutar de helados y postres fríos para refrescarnos es casi irresistible. Estos alimentos suelen ser ricos en azúcares y pueden aumentar el riesgo de caries.

Esto no significa que no puedas comerte ninguno durante todo el verano. ¿Nuestra recomendación? Opta por opciones más saludables como helados sin azúcar o a base de frutas naturales.

Si alguna que otra vez caes en la tentación (que seguro que serán varias veces) y te acabas comiendo uno de esos helados que tanto gustan, acuérdate de cepillarte bien los dientes.

Bebidas carbonatadas y azucaradas

Las bebidas gaseosas y azucaradas como los refrescos son muy populares durante el verano, pero su alto contenido de azúcar puede erosionar el esmalte dental y causar caries. Intenta no abusar y prueba a elegir otras opciones más saludables, como agua infusionada con frutas.

Consumo excesivo de ácidos

Si bien las frutas son una opción saludable, algunas como el limón, la lima o el pomelo son ácidas y pueden dañar el esmalte dental si se consumen en exceso.

El esmalte debilitado puede llevar a la sensibilidad dental y aumentar el riesgo de caries. Consume alimentos ácidos de manera moderada y enjuaga tu boca con agua después de su consumo para ayudar a neutralizar los ácidos.

El alcohol y el tabaco

Si ya de por sí son dos hábitos poco recomendados, en verano debemos andarnos con más ojo.

Al aumentar los momentos de sociabilización, se tiende a incrementar el consumo de estos.

El alcohol puede contribuir a la sequedad bucal, lo que aumenta el riesgo de caries y enfermedad periodontal. Además, muchas bebidas alcohólicas son altas en azúcar y ácidos (además de los refrescos que se le añaden), lo que puede dañar el esmalte dental.

Bebe con moderación y asegúrate de mantener una buena hidratación con agua.

El tabaco favorece la aparición de la halitosis además de las manchas en los dientes, entre otros problemas bucodentales.

Cuidado con los picoteos

El consumo frecuente de snacks o picoteo entre comidas aumenta en verano y esto puede ser perjudicial para los dientes.

Cuando comemos productos como las patatas fritas o golosinas aumentamos la exposición de nuestros dientes a los ácidos y azúcares presentes en ellos.

Intenta limitar los snacks y, si es posible opta por opciones saludables como frutas, verduras crujientes o lácteos bajos en grasa.

Hábitos saludables para cuidar tus dientes en verano:

Ya sabemos lo que debemos controlar. Ahora es el momento de que conozca una serie de hábitos y rutinas que nuestra clínica cree que podrás llevar a cabo sin problemas en verano para que tus dientes continúen sanos.

Lleva un kit de cepillado

Es fácil de llevar y te ayudará a mantener tu higiene bucodental. Prepara un kit con un cepillo, dentífrico, hilo dental y enjuague. ¡Y llévalo siempre contigo!

Intenta así no perder el hábito de cepillarte al menos 3 veces al día.

No te olvides de tus labios

Igual que usamos protector solar cuando vamos a la playa, no podemos descuidar nuestros labios. Usa un protector labial y evita que se sequen y se agrieten.

Mantén una buena hidratación

Beber suficiente agua durante el verano es esencial para mantener una buena salud bucal. La hidratación adecuada ayuda a combatir la sequedad bucal y a eliminar las bacterias y los restos de alimentos de la boca.

Consume alimentos frescos y saludables

Con el verano comienza la temporada de una amplia variedad de frutas y verduras frescas. Come sandías, melocotones, nectarinas, zanahorias, mangos, pepinos… Todos ellos son excelentes opciones para la salud bucal ya que son ricos en nutrientes y fibra, y ayudan a fortalecer los dientes y las encías.

¿Y si llevo ortodoncia invisible durante el verano?

La ortodoncia invisible es un sistema cómodo y muy higiénico, pero es cierto que el paciente debe asumir una cierta responsabilidad para que el tratamiento sea totalmente efectivo.

Desde El Bosque Clínica Dental te damos estos consejos para que puedas disfrutar del verano sin que tu tratamiento de ortodoncia se vea comprometido:

Tu kit de cepillado será tu mejor aliado

Si antes te aconsejábamos que siempre llevaras un kit de cepillado, con la ortodoncia invisible es algo casi obligatorio.

Cepíllate los dientes después de cada comida y antes de colocarte los alineadores para así evitar que aparezcan caries. Cuando llegues a casa, lava los alineadores.

Usa la cajita para los alineadores

Sabemos que lo repetimos mucho, pero el mejor lugar para guardar tus alineadores es su funda.

Durante el verano, es posible que salgas más a menudo y comas fuera de casa. Asegúrate de llevar contigo tu funda o un estuche limpio y seguro para guardar tus alineadores cuando te los quites para comer. Y no los lo líes en servilletas ni lo metas en los bolsillos. Así evitará que se dañen o se pierdan.

Controla los cambios

Cuando estamos de vacaciones es más fácil que nos olvidemos de los cambios de los alineadores. Puedes usar la aplicación o programar recordatorios para que realices los cambios en las fechas correspondientes.

Recuerda también que, aunque puedes quitarte los alineadores para comer y lavarlos, debes llevarlos un total de 22 horas diarias. Si tienes algún evento como una boda o una barbacoa, puedes ponerte alarmas para volver a ponértelos.

Si has sobrepasado el tiempo recomendado de estar sin ellos, es importante que al día siguiente realices ejercicios de chewies para compensarlo.

Protege tus alineadores del calor

Aunque los materiales de tus alineadores son resistentes, intenta no exponerlos a altas temperaturas, ya que podrían deformarse.

No los dejes al sol o dentro del coche expuestos al calor.

Por último, haz siempre caso de las recomendaciones de tu ortodoncista y sigue las pautas indicadas para que puedas disfrutar de un verano mientras tu sonrisa se pone a punto.

¡Cuida tus dientes y disfruta de un verano radiante y saludable!

Abrir chat
1
¿Necesitas ayuda?
Belli y Manuela - Atención al paciente
Hola 👋
¿En qué podemos ayudarte?
Todos los datos facilitados por nuestros clientes y/o visitantes en la web de El Bosque Clínica Dental o a su personal, serán incluidos en registro de actividades de tratamiento de datos de carácter personal, creado y mantenido bajo la responsabilidad de El Bosque Clínica Dental, imprescindibles para prestar los servicios solicitados por los usuarios, o para resolver las dudas o cuestiones planteadas por nuestros visitante